domingo, 5 de abril de 2015

Danza, danzante e identidad.






DANTZARIAK
Una imagen, una evocación, un sentimiento  estante en una identidad mas fuerte que la distancia. Hoy domingo de pascuas, DIA de la Patria Vasca. Recordar desde cuando es, es un olvido histórico, relativamente intencionado. Las razones para un pueblo vasco Independiente aun perdiéndose en la noche de los tiempos, solo tendrán sustento con argumentos actuales, consensos actuales y logros actuales. Pero, si mi cuerpo se dirige al futuro, me impulso en la pisada anterior, presente y algo conservo del impulso de la penúltima pisada, pasado. Recordar estas acciones y ser memorioso favorecerán lo venidero, yaqué fuerzas que direccional al mundo, hoy, quieren humanos sin memoria.

Manos que sustentan una ikurriña, no son una prolongación, son parte de. No es una instantánea decorativa, quizás su intencionalidad sea la estética, pasa y ha pasado, a pesar de esta utilización del artista del movimiento tras una identidad, osease el Dantzari, hay mucho más. Cualquiera esta legitimado y tiene derecho y oportunidad por sustentar el símbolo que nos representa y defiende ante si, porque no decirlo al mundo. La conexión-binomio dantzari/identidad, es un par indisoluble. Esta claridad conceptual tan evidente en cada acto patriótico, no tiene una relación marital perfecta a lo largo del tiempo. Puertas adentro el divorcio convive.

Es un frase hecha, si, la construcción nacional, es de todos y ahí el pueblo, donde los consensos son mayores que en la altas cumbres de la política, el dantzari utilizado como símbolo-identitario para mostrar, no es cuidado mimado y valorizado puertas adentro, día a DÍA?.

En lo festivo estamos, en lo reivindicativo estamos, en la historia estamos. No tengo duda que en lo académico estaremos,,,,, cuanta será la espera, esa es la duda.

Aitor Alava
5/4/15