martes, 23 de agosto de 2016

BIZAR



BIZAR DANTZA


Es una pantomima musical en la que un barbero algo trastornado corta el cuello de su cliente al que luego resucita insuflándole aire por el ano mediante un fuelle. Los dos personajes sobreactúan bailando al compás de la melodía que tiene dos partes. Pierre Zokodiabehere de Ustaritz, que la dio a conocer al P. Donostia antes de 1932, dice que se bailaba en las bodas y en otras reuniones festivas. La aprendió en Arbona de uno que apodaban "Xurtza". Al igual que zapatagin-dantza, en la década de los setenta del siglo XX, Pierre Betelu la enseñó a grupos folclóricos de danzas vascas siendo habitual en sus representaciones en Euskal Herria:


Danza de oficios que se bailaba en las bodas y otras reuniones festivas, recogida en Laburdi. Consta de dos partes, una fija, invariable, que consiste en bailar alrededor del cliente, vivo o muerto, y otra, en la que hay un argumento, que varía incesantemente. Durante este tiempo el barbero jabona, afila, afeita, etc... Después de afeitado el cliente, el barbero, por torpeza, le corta el cuello. El cliente muere y cae al suelo de espaldas, ayudado por el barbero. Este llora viendo lo que ha hecho. Levanta una mano, un pie, etc... del muerto como demostración de la desgracia ocurrida. Hace ademán de auscultarle para cerciorarse de su defunción. En vista de esto, el barbero aplica al muerto un fuelle en el ano. Sopla con él. Toma uno de los brazos del cadáver y lo mueve un poco para dar a entender que éste vuelve a la vida. Hace lo mismo con el otro brazo, los pies, la cabeza..., alternando siempre estos movimientos con el manejo del fuelle en la forma antes indicada. Hasta que el muerto vuelve a la vida, se levanta y se abrazan los dos personajes. Ambos bailan juntos, con lo que termina el baile. Se señala una variante: llegado el momento de aplicarle el fuelle, se lo pone al muerto en el oído y, al ver que éste comienza a moverse, dice el barbero:

Miragle de Diu
homi mort pire viu.
"Milagro de Dios,
el hombre muerto vuelve a la vida".

Esta danza cómica bailada en otros tiempos en Lekeitio, Bizkaia, el día de San Pedro y siguientes, según don Ramón de Bikuña, es denominada, en un manuscrito encontrado por él, vizarrac-errehetia.
Fuente: AUNAMENDI

ALAVA AITOR
23/8/16
Publicar un comentario