martes, 15 de marzo de 2016

4 años



PROFESORADO



Creo que no, que hasta ahora es un parte de la historia que no la había contado públicamente. Las amistades no son un ente que se pesa en la balanza o una escultura que se tiene en casa y de vez en cuando te habla, no. son aquellas que sin decir nada, te sostienen, no en la caída, te sostienen en la vida. Algunas de esas (supuestas) amistades vestidas con su rol  diario de Jineta sin Cabeza, hicieron lo posible, y en primera instancia tuvieron éxito, al lograr que uno no consiguiera el puesto de trabajo que me habían ofrecido. Seis años después, cada uno en su lugar, uno siguió, trabajando y estudiando,,, tipi tapa,,,y ahí si en ese transitar apareceron esas amistades, que de la nada ayudaron y facilitaron. Una gran diferencia ya que esta jineta:

Cabalga al horizonte

De un abismo fantasmal

Cabalga al horizonte

De un abismo fantasmal

Si se cayera ella sola

No habría que llorar

Como arrastre amas de uno

,,,,que nadie venga a

LAMENTAR!!!


Como arrastre amas de uno

,,,,que nadie venga a LAMENTAR!!!


Exactamente a la misma hora que trascurría el ultimo examen del Profsorado, Zapteo IV, la Inspectora que me puso en planta funcional con 0% de materias aprobadas en la carrera se jubilaba. Son paradojas, unas personas hacen que cabalgan mientras la montura la cuidan los obreros.
Aitor Alava
15/3/16